dimarts, 7 d’agost de 2018

Estirpe


Estirpe va ser Premi Llibreter2017 en la categoria altres literatures. M’ha permès descobrir a Marcello Fois, un autor desconegut per mi. M’ha enganxat la seva manera d’escriure des del primer moment, amb moments de molt lirisme entremig de la narració.

Silencio. Es allí donde se regresa siempre … Entonces se hace el silencio, contra el constante fragor de la reflexión. Hora parece que no haya nada, nada en lo que pensar, nada que recordar. Ha sido un sueño, o quizá no; ha sido llegar exactamente al punto en el cual resulta imposible cualquier rectificación

Com el títol indica amb claredat, fa el seguiment d’una nissaga familiar que comença a finals del segle XIX amb el casament del que podríem considerar dos pàries: Michele Angelo Chironi i Mercede Lai. Tot succeeix a Nuoro un poble de l’illa de Sardenya de la que és originari el mateix Marcello Fois.

La familia Chironi es el resultado de la unión de dos parias, de dos negaciones que se afirman entre sí, y precisamente por eso se trata de una unión temeraria … A ellos les concedieron un nombre y un apellido con los cuales todo puede comenzar

Caminaron en línea recta, sin volver nunca la vista atrás, como seres anónimos, lo más anónimos que uno pueda imaginar … Eran dos, pero en realidad eran uno solo; nada vieron y nada supieron.”
Consta de tres capítols. Un capítol inicial breu, el paradís, en el que neixen tots els fills de la parella.

Aquí estoy, viendo crecer a mis hijos, y soy yo el que les ha procurado lo necesario para vivir confortablemente en este valle de lágrimas, pero lo importante es que ellos no pasen por lo que yo he pasado: la noche, el frío, el lamento …”

Un segon capítol el més llarg, l’infern, en el que es produeixen totes les desgràcies de la família. La narració s’omple de reflexions que et fan parar a pensar.

Tendremos que actuar con cautela, vivir de un modo más reservado… A la gente no le gusta que el prójimo sea feliz, y nuestra felicidad gusta aún menos

“… Vivían como si no tuvieran nada a pesar de que lo tenían todo, aunque de otras familias se criticaba de igual forma que vivieran aparentando que lo tenían todo cuando en realidad no tenían nada” Està clar que fem el que fem serem criticats pel nostre entorn, i sobretot, més en pobles petits de pocs habitants.

Aquello que somos es siempre una mezcolanza … No somos, pues, otra cosa que una amalgama de algo ya existente y de algo que estaba por hacer.”

La Historia avanza y retrocede, y tal vez va en espiral, o gira en redondo, o cambia de dirección, pero nunca jamás se mueve en línea recta, directa y silbante como una flecha … Más bien serpentea como una culebra de agua, parte de un punto determinado, desaparece bajo el espejo líquido y no se sabe dónde va a reaparecer. Nosotros solamente podemos ver las ondulaciones que perturban la calma del estanque. Así la percibimos, a través de señales

Dels molts fills que tenen només els n’hi resten tres: Luigi Ippolito, Gavino i Marianna la filla petita, i en ells s’acaba centrant la historia de la nissaga. Luigi Ippolito marxa de voluntari a la Primera Guerra Mundial. Mariana es casa amb un feixista i a Gavino no l’interessen les noies.

De tota la nissaga ja només resta viva “Marianna … es el agua de un afluente de río oculto entre meandros y follaje. Ella mujer, no sigue un curso estable, preciso y navegable, como se podría esperar de un cauce masculino pero, gracias a su constancia, en la estación lluviosa, cuando hay crecidas, siempre cumple con su cometido de llevar agua potable a los ríos principales

Mercede va perdent vitalitat “como si fuera la presa de un río. … Una presa que se va agrietando poco a poco, al principio con grietas imperceptibles, pero que luego lentamente se va agrandando hasta que toda la estructura cede

A ellos, la estirpe de los Quironi, ¿qué más les podía pasar? Nada en absoluto. Marianna ya había dejado atrás la edad de concebir y él, pensaba, era ya demasiado viejo” … “Su salud de hierro formaba parte de la maldición, era en realidad el síntoma principal de aquella amenaza de supervivencia que pesaba sobre él

 Eran pasajeros de una nave que zozobraba en un mar de olas furiosas

Se consuma el breve recorrido de esta estirpe. … Marianna suspira a duras penas, porque la eternidad va a llamar a la puerta


Però quan sembla que ja hem arribat al final, un breu capítol final, el purgatori, on torna l’esperança i s’albira com pot continuar el llibre, ja que aquest forma part d’una trilogia.

Bastó una mirada de aquel desconocido para que todo, absolutamente todo, cobrara sentido y forma

Cometerás todos los errores que se deben cometer e incluso alguno más. Cada uno de esos errores te dejará una marca. Y entonces, hijo, bastará con que pienses que eso no son heridas, sino trofeos, condecoraciones. Señales de tu fuerza. Una incisión que te dirá que has pasado otro día en esta cárcel terrenal, y después otro, y otro más

Todo esto es lo que deberás aprender, pero no puedo asegurarte que vayas a encontrar la felicidad ni siquiera cuando lo hayas aprendido

També en parla a la xarxa: